sábado, 22 de septiembre de 2012

Os quiero a todas chicas!

A pesar de que las palabras que os voy a dedicar hoy se alejan bastante de "Cartas de mamá", llevo varios días pensando en ello y ha llegado el momento de ponerlo en orden.

Para cualquier adolescente, la vida entre los 14 y los 18 se complica bastante. En mi caso fue así. Pero lo importante aquí es que lo he olvidado.

Sí, literalmente, lo he olvidado casi todo: supongo que tanto lo bueno como lo malo. Y creedme cuando os digo que no es falta de memoria sino una defensa instintiva para la supervivencia. Puedo decir abiertamente que me he adaptado al medio. He recuperado relación con algunas amigas de la infancia y al estar con ellas me he dado cuenta de la magnitud de lagunas que he ido construyendo con el paso de los años.

Sé que habrá quién opine que esto no es bueno, que lo he evitado, no lo he solucionado (lo digo por tí Maite) Yo sinceramente creo que ya he sufrido suficiente y perder a mi bebé a afinado mis límites perfilando la lista de lo que es importante y lo que no lo es. Siempre he sabido que soy fruto de los acontecimientos que me han acontecido, especialmente de los negativos y soy quién soy por los obstáculos que he saltado Y ESTOY ORGULLOSA DE ELLO. Ahora además sé que el recuerdo de estos obstáculos pasados no se va molestar de ahora en adelante.

Pero me surge una nueva pregunta: ¿podré disfrutar de las personas que compartieron conmigo los días que he olvidado? ¿podré perdonarlas por no ayudarme? sé que eran tan niñas como yo pero... ¿podré hacerlo? Espero que sí, porque en mi lista de las cosas importantes están las personas buenas, no solo las que no son culpables.

Os quiero a todas chicas!

pd: Aunque después de esta historia alguna haya caído definitivamente en el camino. En cariño de aquellos días persiste, el de los últimos 7 no.

Me gusta

Entrada destacada

Lo que acertó Julio Verne. Yo leo romántica.

   Anoche terminé de leer Cinco días para enamorase de Marta Lobo. Cinco mujeres con más ovarios que epiteliales. Y he pasado la noche ...