miércoles, 25 de abril de 2012

Acabo de aprender algo, para mi también  fuiste  esperanza. Pero ahora estoy vacía. Así es como me siento.

Recuerdas la nota que te escribi cuando nos despedimos de ti??
tu padre significaste la esperanza de que si podía crear vida. Crearte. Lo remoto se hizo posible. Para mi fuiste una nueva forma de amor, te disfute tanto que no se contártelo. Pero con el paso de los dias y sin darme cuenta... he sacado de nuevo mi cebolla al campo de batalla y me he protegido del dolor de haberte querido tanto y no tenerte.

A veces pienso que nada de lo que venga puede merecer la pena ahora, dolorida. Te espero tanto, deseo tanto que vuelvas!!! pero por otro lado....

En el poema que te dediqué te he hablado de un corazón cimentado.Eso desearía cada vez que llega la nueva noticia de que no estás !qué días tan dolorosos!!! tanta pena siento que mi corazón se endurece para no llorar más. Pero luego todo pasa. Vuelvo a sentir y mi corazón vuelve a sentirse libre y esperanzado.

Mis emociones suben y bajan, y sin embargo, sé que no llegarás hasta que mis emociones estén tranquilas y deje se sufrir por tí. Se me antoja difícil pero quiero crearte un lugar y no destrozarme en el intento Además si sigo así, te vas a quedar sin papá!!!. 

Me gusta

Entrada destacada

Lo que acertó Julio Verne. Yo leo romántica.

   Anoche terminé de leer Cinco días para enamorase de Marta Lobo. Cinco mujeres con más ovarios que epiteliales. Y he pasado la noche ...